Se acabaron las vacaciones, volvemos a despegar


Entre la pre-semana Santa, la Semana Santa, las vacaciones de mi marido y que los días acompañan para pasar el día en el campo, estoy totalmente desconectada del mundo. Pero hoy volvemos a despegar hacia la normalidad, jaja, eso de la normalidad en mi vida no existe, y menos mal, pero al menos hacia algo similar a la rutina.

En cualquier caso toca ponerse manos a la obra.


Pero para abrir boca os dejo estos pastilleros, que aunque no están rematados están lindísimos. Son los tapones de botellas pero rematado con pan de plata y decoupé.

3 comentarios:

Pepi dijo...

Jajajajaja..........es que apetece salir a tomar el solecito como los caracolessssssssss............chulísimos los pastilleros. Un besito.

Mª del Pilar dijo...

Una cucada los pastilleros, como siempre una idea genial que nunca se me hubiese ocurrido. Felicidades por el trabajo
Abrazotes

DIVANITAS dijo...

muy chulos los pastilleros!! besitos!!